/, Soy caficultor/NUTRICIÓN EN LA CAFICULTURA ORGÁNICA

NUTRICIÓN EN LA CAFICULTURA ORGÁNICA

NUTRICIÓN EN LA CAFICULTURA ORGÁNICA

Introducción

De acuerdo a la FAO, la agricultura orgánica es un “sistema de producción que trata de utilizar al máximo los recursos de la finca, dándole énfasis a la fertilidad del suelo y la actividad biológica y al mismo tiempo, a minimizar el uso de los recursos no renovables y no utilizar fertilizantes y plaguicidas sintéticos para proteger el medio ambiente y la salud humana

Para el caso del café, existe un consumo creciente, el cual podría ser mayor aún si con el avance del café modificado genéticamente, es decir hay un nicho actual y uno potencial de interés, sin embargo, en Colombia las cifras de café orgánico son bajas, especialmente por la falta de tecnología en temas como la nutrición sin recurrir a fertilizantes de origen sintético, se presenta este contenido con el fin de brindar bases para el manejo de estas plantaciones.

Una de las bases de la agricultura orgánica es no utilizar fertilizantes químicos de síntesis industrial, sino fertilizantes orgánicos, los principales tipos de fertilizantes orgánicos, son:

  • Los Abonos orgánicos fermentados (A.O.F.) o Bocashi, y

  • Los biopreparados (divididos a su vez, en anaeróbicos y aeróbicos), a continuación se explica el procedimiento para obtenerlos y su aplicación.


I.            ABONOS ORGÁNICOS FERMENTADOS (A.O.F)

 

También denominados abonos “Bocashi”[1] que corresponden a una palabra japonesa que significa materia orgánica fermentada, se obtienen por medio de la descomposición aeróbica y termofílica de la materia orgánica con el concurso de micro-organismos, como ventajas tienen:

  • No se forman vapores tóxicos ni malos olores

  • Controlan agentes patogénicos para el cafeto como ciertos hongos, bacterias, semillas y nematodos

La principal diferencia entre el compost y el Bocashi radica en que el compost necesita 90 días aprox. para estar en óptimas condiciones para su uso, mientras que el bokashi está en menos de 20 días, además las temperaturas alcanzadas durante el proceso permiten la eliminación de patógenos, de esta forma el bokashi busca activar y aumentar los microorganismos benéficos en el suelo.


ETAPAS EN LA FABRICACIÓN DE ABONO BOCASHI.

Para su fabricación hay dos etapas bien definidas:

  1. ESTABILIDAD: la temperatura en la mezcla de materiales empleados alcanza los 70 °C por el incremento de la actividad microbiana, luego ocurre una disminución de la temperatura por el agotamiento de la fuente de energía (carbohidratos de la materia orgánica primordialmente)

  2. MADUREZ: degradación de materiales orgánicos que aún permanecen para llegar luego a su estado final de inmediata aplicación


FACTORES QUE AFECTAN LA PREPARACIÓN DE LOS A.O.F.:

  • Aireación: 5 a 10% de concentración de oxígeno en los poros de la masa en proceso de descomposición.

  • Humedad: la ideal oscila entre el 50 y 60% (en peso)

  • pH: debe oscilar entre 6,0 y 7,5.

  • Relación de C/N: la ideal es de 1/25-35, las relaciones menores dan como resultado la pérdida de N por volatilización, pero si la relación es menor la fermentación es más lenta

  • Temperatura: a las 12-14 horas de haberlo preparado, debe superar fácilmente los 50 grados, lo que indica que se puede continuar con el proceso.


INGREDIENTES MÁS COMUNES PARA PREPARAR UN  A.O.F.

Existen diferentes preparaciones para los Bocachi, lo cual depende de los materiales asequibles a los caficultores en la región donde habitan o al ingrediente que desean priorizar en la aplicación entre ellos se tienen:

  • AGUA: para homogeneizar la humedad de todos los ingredientes, lo ideal es que al apretar un puñado de la mezcla no caigan gotas de agua, para los A.O.F tipo Bocashi, el agua sólo se emplea una vez al momento inicial de preparación.

  • CARBÓN: mejora las características físicas del suelo, facilita la aireación y absorción de humedad y calor, su tamaño ideal es de 1,5 por 2,5 cm, en cambio para almácigo debe ser carbón semipulverizado.

  • CARBONATO DE CALCIO O CAL AGRÍCOLA: para regular la acidez en el proceso.

  • CASCARILLA DE ARROZ O CISCO DE CAFÉ: facilita la aireación de los A.O.F., puede ocupar hasta un tercio del volumen total de los ingredientes, puede sustituirse con pulpa de café.

  • GALLINAZA: la principal fuente de nitrógeno de los A.O.F.; además de aportar otros nutrientes, se debe emplear la gallinaza de aves ponedoras, pues la de pollos de engorde presenta mayor cantidad de humedad y antibióticos que interfieren en la fermentación del abono.

  • LEVADURA, TIERRA VIRGEN Y EL BOCASHI: constituyen la principal fuente de inoculación microbiológica para la fabricación de A.O.F.

  • MELAZA O MIEL DE PURGA: es la principal fuente de energía, rica en Calcio, Potasio y Magnesio, para su manejo es conveniente diluirla en agua en relación uno a uno.

  • PULPA DE CAFÉ: es un material abundante

  • SALVADO DE ARROZ: favorece la fermentación por el aporte de vitaminas, N y otros nutrientes, se puede sustituir por concentrados para levante de terneros o cerdos

  • TIERRA COMÚN: en muchos casos es hasta un tercera parte del volumen del abono en fabricación, funciona como una esponja.

El local o sitio para fabricar el abono debe estar protegido de la lluvia, el sol y con el piso con ladrillo o cemento. La duración e este proceso toma entre 12 a 15 días, donde los primeros 4-5 días se voltea el preparado dos veces por día, luego sólo una vez por día.


PREPARACIÓN DE UN BOCASHI

INGREDIENTES

Las dosis de cada componente y el orden de mezcla puede cambiarla el agricultor a su gusto, de allí que existan infinidad de tipos de A.O.F tipo bocashi, el ejemplo que presentamos:

2 bultos de tierra cernida

1 bulto de gallinaza

1 bulto de carbón (triturado)

10 Lb de concentrado para cerdos

10 libras de tierra de bosque virgen

1 litro de melaza

2 bultos de cascarilla de arroz o café

100 gramos de levadura para pan

1 litro de melaza

10 libras de cal agrícola

Agua, de acuerdo a la prueba del puñado ya mencionada.

En el caso concreto de Bocashi preparado con pulpa de café, se propone:

6 bultos de estiércol de bovino,

6 bultos de pulpa,

8 bultos de cisco de café y

500 gramos de levadura para pan

PROCEDIMIENTO

Al terminar la mezcla de los ingredientes y tener la humedad deseada, la mezcla se extiende en el piso, sin que sobrepase de 50 centímetros; la temperatura no debe pasar de 50 °c, lo cual lamentablemente, es natural que ocurra durante los primeros días pues tiende a subir a más de 80 °c, sin embargo la temperatura se puede mantener más baja volteando el montón dos veces por día.

Para acelerar el proceso final de la fermentación se puede ir bajando gradualmente la altura del montón a partir del tercer día, hasta lograr 20 cm de altura al octavo día.

El A.O.F. maduro tiene temperatura igual a la del medio ambiente y su color es gris claro; este Bocashi se emplea por ejemplo para llenar almácigos, en proporción que varía de 6/4 a 9/1 de tierra por Bocashi según el sustrato preparado (a mayor proporción de materiales orgánicos en el Bocashi, menor proporción del mismo), lo ideal es hacer pequeñas pruebas de toxicidad de la mezcla para encontrar la proporción más conveniente.

También se emplea para llenar el hoyo de la siembra en mezcla con la tierra, para cultivos establecidos varía la cantidad a aplicar en función del tipo de suelo, distancia de siembra del café, entre otros factores, pero en general va desde una libra hasta tres kilos.

Se debe emplear tan pronto esté maduro, en caso de necesidad de almacenarlo No esperar más de dos meses para aplicar

FACTORES A TENER EN CUENTA EN LA PREPARACIÓN

No se deben emplear como sustratos:

  • Estiércoles muy viejos, lavados por las lluvias y expuestos al sol

  • Gallinazas con poco estiércol y mucho material inerte o de mezcla

  • Estiércol de animales tratados con antibióticos

En la compostera evitar que ocurra lo siguiente:

  • Exceso de humedad

  • Dejar la mezcla sin revolver.

  • Dejar la mezcla expuesta al viento, sol y lluvia

Como lo menciona el I.A. Teguo Higa de la Universidad de Ryukyu en el Japón, el objetivo es aumentar la diversidad biológica del abono por medio de la inoculación de microorganismos eficientes, estos organismos son compatibles entre sí y pueden convivir en un medio líquido, la presencia de organismos debe cubrir los siguientes grupos: Bacterias lácticas, fotosintéticas, Levaduras,

actinomycetos y hongos.

Según Fonseca et al (1995), los abonos orgánicos tipo Bocashi tienen contenidos de nutrientes así:


Contenidos típicos de nutrientes en abonos Bocashi.

Fuente: Fonseca et al (1995).


Como se ha resaltado, el agricultor puede reemplazar algunos ingredientes en la preparación del A.O.F. tipo Bocashi, por ejemplo:

La gallinaza es sustituible por estiércol de ganado vacuno, el cual se recoge diariamente (temprano en la mañana) para que se conserve su calidad, es conveniente dejar en el piso del establo, material seco vegetal con el fin de absorber el máximo de humedad de la orina y el estiércol de los animales, por ejemplo con paja o tusa de maíz o de arroz, bagazo de caña o cisco de café.

Si se emplea estiércol de ganado se debe considerar un espacio de 10 metros cuadrados por animal[2] para mantenerlo estabulado, cubriendo el piso con cerca de diez kilos de paja por día y por cada animal, que es lo ideal para maximizar la recolección de estiércol y orina.

La levadura se puede sustituir por jugo de caña fermentado por dos días, empleando dos galones del producto por cada 10 sacos de abono a fabricar o maíz fermentado en agua y molido.

La cal agrícola se puede reemplazar por ceniza de fogones a leña.

La cascarilla de arroz por restos de post-cosecha bien picados como pajas y tusas de maíz o de sorgo, bagazo de caña pulverizado, cascarilla de arroz o aserrín de madera (curtido a la intemperie).

La melaza, también se puede sustituir por jugo de caña, en proporción de dos litros de jugo por cada kilogramo de melaza a sustituir


VENTAJAS DE LOS BOCASHI PARA LA CAFICULTURA

 

La caficultura orgánica en muchos casos puede representar un sobreprecio interesante para el productor cafetero, pero por la limitación de empleo de fertilizantes de origen sintético debe recurrir a alternativas que los puedan reemplazar de un modo competitivo en lo económico, los Bocashi entre los principales argumentos de uso presenta:

  1. Relación costo versus fertilizante químico es de 1 a 10 por kilogramo de insumo (desde luego este valor puede ser algo meyor o menor según la disponibilidad de elementos en la finca)

  2. Son completos pues llevan macro, meso y micronutrientes

  3. Mejoran notablemente la condición física del suelo

  4. Fomentan la actividad microbiana del suelo

En fincas donde no se pretende vender café orgánico, sirve para complementar la aplicación de los fertilizantes químicos (restando a la cantidad de fertilizante químico, la cantidad de nutrientes aportados por el abono Bocashi que se pueden estimar consultando la tabla de concentración de nutrientes de los A.O.F. que se acaba de presentar).

[1] Término proveniente de la lengua japonesa que designa la Materia Orgánica-M.O. en fermentación  o el  abono orgánico fermentado mediante microorganismos.

[2] Un bovino de 500-550 kilos de peso produce al día cerca de 20-26 kilos de estiércol y 7-10 litros de orina

By |2018-06-28T16:29:41+00:00junio 28th, 2018|CURSO FERTILIZACION, Soy caficultor|0 Comments