/, Soy caficultor/INTERPRETACIÓN SEGÚN LOS REQUERIMIENTOS NUTRICIONALES DEL CAFETO

INTERPRETACIÓN SEGÚN LOS REQUERIMIENTOS NUTRICIONALES DEL CAFETO

METODOLOGIA DE LOS REQUERIMIENTOS NUTRICIONALES DEL CAFETO PARA EL CALCULO DE CANTIDAD DE FERTILIZANTES.

Esta es otra metodología de interpretación de análisis de suelos y alternativa de las dos ya presentadas en el curso y está basada en la productividad del cafeto, partiendo de que el cafeto requiere de nutrientes para sus diversos órganos vegetativos (ramas raíces, tallos, hojas) y otra cantidad de elementos para el café cereza, buena parte de los cuales son retirados o exportados del cultivo, vía café pergamino seco comercializado.

La técnica consiste en sumar las cantidades de elementos para cada órgano de la planta y las cuantías empleadas en la producción, en las cuales se parte del principio, por demás lógico,de que a mayor producción mayor demanda de nutrientes. Veamos la metodología:

 

I.                   EXTRACCIÓN POR LOS ÓRGANOS VEGETATIVOS

Anualmente el cafeto requiere para el crecimiento vegetativo cerca de de 82-15-90 kilos de N-P2O5 y K2O respectivamente por Hectárea como se ilustra en la siguiente tabla:

Tabla. Absorción de nutrientes por los árboles de café (Ha/año)

II.                   EXTRACCIÓN POR LA COSECHA

Por su parte, para el factor productivo o extracción de nutrientes para la cosecha de café se necesita entre 31 a 35 kilos de N, de 5 a 6 Kg de P2O5 y entre 47 a 65 kilos de K2O cuando se plantea un módulo de producción de 100 @ de café pergamino seco-CPS, como lo evidencia la la tabla presentada en el capítulo sobre “extracción de nutrientes, producción y variedades de café” y que se puede consultar en el siguiente link o enlace:

http://sintrainduscafe.org/secciones/extraccion-nutrientes-produccion-las-diferentes-variedades-cafe/

Es de resaltar las investigaciones de extracción de nutrientes para el caso de café trillado o “verde” y considerando que la pulpa y el pergamino son devueltos al cultivo por Malavolta y Hart (op. cit) que se presentan a continuación:

Tabla. Nutrientes removidos en kilogramos de nutrientes por 1000 kilos de café trillado.

III.                   TOTAL DE EXTRACCIÓN VEGETATIVA MÁS PRODUCTIVA.

Los datos anteriores se consolidan: se suma lo empleado en lo vegetativo más lo colocado en lo productivo para definir la cantidad de elementos a aplicar según la productividad histórica y esperada del cultivo, por ejemplo:

Para producir 400 @ de CPS se estaría hablando de un “módulo” de aplicación anual de nutrientes cercano a: 214-39-298-61-29-18 kilos de N-P2O5-K2O-CaO-MgO-S respectivamente.

 

Estos valores además pueden ser importantes para la toma de decisiones de fertilización sin análisis de suelos ya que se puede partir de producciones históricas (sin embargo es claro el riesgo de sobre dosis o sub-dosis), por ejemplo para una producción histórica de 400 @, necesitaría aplicarse 214 – 39 – 298 kilos de N-P2O5 y K2O que equivalen a unos 1200 kilos de 25-4-24 o 1600 k de 17-6-18-2 o 1050 kilos de una mezcla de Urea, Dap y KCl en relación 5:1:4,5.

Otros autores en Brasil hablan de módulos de 316-58-460 kilos de N-P2O5 y K2O para la producción de 400 @ de CPS.

CÁLCULOS FINALES DE NUTRIENTES SEGÚN LA EXTRACCIÓN DE COSECHA Y EL RESULTADO DEL ANÁLISIS DE SUELO

El procedimiento matemático para llegar a la cantidad de fertilizante a aplicar según la extracción de nutrientes por el cultivo de café se centra en encontrar la diferencia que existe entre los nutrientes disponibles en el suelo y las cantidades que requiero de acuerdo a lo expresado en el contenido de este capítulo, a partir de lo cual todo se reduce a aplicar juiciosamente unas fórmulas matemáticas básicas, paso a paso y de la forma siguiente

CÁLCULO DEL N A APLICAR Y EL DISPONIBLE.

% N: se utiliza un cálculo indirecto, donde se afirma que el N disponible es cerca del 5% de la Materia Orgánica.

% M.O./ 20

 

N total:

% N * 2.000.000 (estos son los kilogramos de suelo que hay por Ha) * Dap / 100 k de suelo

 

N disponible: 

 

N total * Coeficiente de mineralizaron (que va de 0,005 a 0,02)

Nota: el coeficiente de mineralización para los ejercicios de interpretación es 2% para fincas a una altitud < de 1.300 m.s.n.m; 1,5 % fincas entre 1.300 y 1.500; 1% en fincas entre 1.500 y 1.700 y 0,5 % en fincas por encima de los 1.700 m.s.n.m.

Finalmente, el N a aplicar es:

N necesario (de extracción) – N disponible

Para el caso del ejemplo, un suelo con 10% de Materia orgánica el N disponible sería del orden de 100 kilos (con mineralización del 1%), mientras que el nitrógeno necesario o de extracción será entonces la cifra de 214 kilos (para 400 arrobas de CPS), la diferencia sería entonces de 114 kilos de N para aplicar; de igual forma a dicho valor hay que hacerle un ajuste por eficiencia de los fertilizantes, en el caso de la Urea el 40%, en el caso del amonio el 45% y en el caso de nitratos el 50% (confirmar estos valores de referencia con el asistente técnico regional por la alta variabilidad de acuerdo a las condiciones locales de clima y suelo).

CÁLCULO DEL P POR APLICAR Y EL DISPONIBLE.

P extractable (en K por Ha):

(ppm de p en el suelo * 2 * Dap)

Se debe recordar que una parte por millón equivale a un miligramo de nutriente por kilogramo de suelo.

P2O5 extractable:                 P extractable * 2,29

 

P2O5 disponible:                  P2O5 extractable * 0,1 (bajo una disponibilidad del 10 %)

P2O5 a aplicar:                     P2O5 necesario – P2O5 disponible

Tener en cuenta para el fósforo, el potasio, el calcio y el magnesio las tasas de eficiencia de los fertilizantes comerciales a aplicar para trabajar la cifra final obtenido en cada estimativo.

CÁLCULO DEL K DISPONIBLE Y POR APLICAR

K extractable (K/ha):           Cmol/K en el suelo *  0,039 (valor constante)  * 20.000

K2O extractable (K/Ha):     K extractable * 1,2

K2O disponible:                   K2O extractable * 0,3 (aprovechabilidad del 30%)*

  • Ver capítulo sobre fertilización con potasio.

CÁLCULO DEL CALCIO DISPONIBLE Y POR APLICAR

Ca extractable:         Cmol hallados *  0,02 * 20000 * Dap

CaO extractable:      Ca extractable *  1,4

CaO disponible:        CaO extractable *  0,8  (aprovechabilidad del 80%)

CaO a aplicar:           CaO necesario – CaO disponible

NOTA: para pasar de CaO a CaCO3 se multiplica por 1,78 (o sea de Ca a CaCO3 por 2.5)

CÁLCULO DEL MAGNESIO DISPONIBLE Y POR APLICAR

Mg extractable:                    Cmol de Mg en el suelo  * 0.012 * 20000 *Dap

MgO extractable:                 Mg extractable *  1,66

MgO disponible:                   MgO extractable *  0,8 (aprovechabilidad del 80%)

MgO a aplicar:                     MgO necesario – MgO disponible

Nota: para pasar de MgO a MgCO3 se multiplica por 2,33

 

 

LA FERTILIDAD DEL SUELO EN RELACIÓN A LA CAPACIDAD DE INTERCAMBIO CATIÓNICO Y EL ANÁLISIS DE SUELOS.

 

Es indispensable para obtener una alta productividad que el caficultor cree un balance adecuado entre las diversas bases del suelo, factor que con la acidez progresiva de suelo tomar cada día más importancia, estas bases no solo deben estar en cantidad adecuada sino en proporciones correctas, la importancia de tal tema es de una gran magnitud y se habla de ella como un componente de la “construcción de la fertilidad del suelo”.

La relación que exista entre las bases de Ca, Mg y K son pilares de una máxima producción y que se deben llevar en el suelo, por medio de la fertilización, a unos niveles teóricos de estos tres elementos considerados deseables para la productividad; estos valores en cuanto a la relación ideal entre ellos es cercana a 1 : 5 a 6 : 2 (K : Ca : Mg), y en cuanto a cantidades ideales hacia los 0,75; 4,5 a 6,0 y 1,5 a 2,5 cmol/kg de K, Ca y MgO respectivamente.

Los valores anteriores son referencias, de acuerdo a la experiencia de fincas de alta productividad en la región y diversas literatura al respecto; el asistente y el caficultor pueden y deben hacer ajustes razonables a las cifras a planteadas, por ejemplo: en suelos orgánicos (con más de 5% de M.O.) es previsible que estos valores sean menores en cantidades, por el contrario en suelos minerales, los valores serán mayores pues el pH tenderá a ubicarse sobre 6,0.

De igual forma siempre se habla de rangos, los valores absolutos son básicamente cifras de trabajo de los análisis de suelo, a manera de ejemplo: existe buena productividad por el elemento Calcio cuando en el suelo su presencia es del orden de 60 a 75% de la saturación de cationes, mientras que el magnesio estaría bien en un equilibrio del 15 al 20%, este sólo hecho determina un “rango adecuado” en la relación del Calcio/Magnesio que va desde los 5/1 a los 3/1, sin hablar de los demás cationes, por lo cual nuevamente se enfatiza, son valores de referencia y no cifras absolutas investigadas y mucho menos validadas para todo el territorio colombiano.

PROCEDIMIENTO DE AJUSTES DE LAS BASES DEL SUELO.

El procedimiento para corregir la relación entre las bases puede ser el siguiente:

  1. Primero, se ajustan los contenidos de potasio para hacerlos lo más cercano posibles a una relación (Ca + Mg) / K a unos valores de 8,5 / 0,75. Los criterios para tal arreglo son:

  • Si el K es > de 0,75 cmol/Kg no ajustar (no se aplica potasio en el suelo)

  • Si la relación es mayor a 8,5 y además el K es < de 0,75, ajustar hasta 0,38 cmol/Kg de K, o sea 351  kilos de K (421 kilos de K2O), en este caso con Densidad de 1,0 g/cc, si es diferente, desde luego, hacer el ajuste respectivo. Este estimativo parte de que dosis superiores a 421 kilogramos por hectárea van a tener un efecto mínimo en la productividad y solo bajo consideraciones de precio alto del café y muy bajo del fertilizante se podría superar esos valores.

  1. En segundo lugar, se ajustan los contenidos de Calcio, para llevarlos lo más cerca posible de la relación Ca / (Mg + K*) hasta 1,85 / 1 (o sea los niveles de magnesio del suelo más los cmol/Kg de K obtenidos en la corrección del paso uno)

  • Si Ca es mayor de 6,0 cmol/Kg no se ajusta (es decir no se aplica calcio)

  • Si Ca es menor de 4,2 y además la relación es < de 2, se asignan hasta 1,8 cmol/Kg de Ca (1259 k de CaO, con Dap de 1) sin que se sobrepase de 6,0 cmol/Kg el “valor corregido” o Ca*

  • Como tercer paso, se ajustan los contenidos de Mg, para acercarlos hasta una relación Mg / K* a 3,3 / 1.

  • Si Mg es mayor de 2,5 cmol / Kg no se ajusta.

  • Si Mg es menor de 2,5 y la relación es menor de 3,3 se ajusta hasta 1,0 cmol/Kg de Mg (498 K de MgO bajo una Dap de 1) sin sobrepasar de 2,5 en el resultado de Mg*.

  1. Como último paso y opcional a criterio del empresario cafetero, si al ajustar Ca / Mg / K la relación queda por debajo de los topes de 6,0:2.5:0,75 se puede asignar más nutrientes así:

   cmol de bases de cierre de brecha o de ajuste final :   (CIC* por 0,4) – (SB / 0,6)

Trabajándolos en la relación 6 / 2 / 1 sin que el total asignado exceda los topes mencionados en los puntos 1,2 y 3; tampoco es recomendable hacer más aplicaciones a los valores obtenidos si la Saturación de Aluminio es menor del 20% en el análisis de suelos.

Recordar que la capacidad de intercambio catiónico tiene como fórmula de cálculo la siguiente:

CIC = Ca + Mg + K + Na + H + Al

Nota: la CICE es la CIC – H.

Mientras que el porcentaje de saturación de bases es:

 %SB = Ca + Mg + K + Na *100 / CIC

TIP DE PRODUCTIVIDAD

Es de resaltar la importancia de la fertilización para el cultivo del café, sin embargo, es la densidad del cultivo aún más determinante para la productividad, lo ideal es llegar a los máximos biológicos y económicos para cada región, estos dependen de la temperatura, brillo solar, precipitación, capacidad de retención de humedad del suelo, entre otros factores, es decir que un caficultor con bajas densidades de siembra no puede pretender alcanzar altas productividades aún bajo un excelente manejo de la fertilización.

En el caso de nuevas siembras de café la práctica del descope temprano o poda de la yema terminal (que se efectúa aproximadamente 100 días después de la emergencia de la chapola) se puede obtener un mayor índice de área foliar con un número de sitios en el cafetal del orden de 5.500 a 7.500 sitios; práctica por cierto efectuada hace varias décadas en otros países y tardíamente introducida a Colombia

 

Retomando el tema de las densidades, cuando el caficultor trabaja con densidades óptimas, las cuales en general fluctúan entre 7.500 y 13.000 tallos por hectárea encuentra que las dosis de fertilizantes que sobrepasan de 2.000 kilogramos por año y por hectárea no incrementan la productividad de forma rentable.

 

 

BIBLIOGRAFIA

ARIZALETA, Miguel; RODRÍGUEZ, Orlando; RODRÍGUEZ, Vianel. Relación de los índices DRIS, índices de balance de nutrientes, contenido foliar de nutrientes y el rendimiento del cafeto en Venezuela. Bioagro, 2002, vol. 14, no 3.

BALASUBRAMANIAN, Vethaiya, et al. Crop, environmental, and management factors affecting nitrogen use efficiency. Agriculture and the Nitrogen Cycle, edited by: Mosier, AR, Syers, JK, and Freney, J., SCOPE, 2004, vol. 65, p. 19-33.

BORNEMISZA, E., MORALES J.C., (1969), soil chemical characteristics of recent volcanic ash. Soil science society of America Proceedings, Vol. 33, No. 4, Madison, Wisconsin, 528-530.

CARVAJAL J.F., ACEVEDO A., LÓPEZ A., (1967), Nutrient uptade by the coffee treee during a uearly cycle. VII Reunión latinoamericana de Fitotecnia. Macaray, Venezuela.

CARVAJAL, F. Potassium nutrition of coffee. by RD Munson. Madison, Wis., ASA-CSSA-SSSA, 1985.

CORRALES, Marco; BERTSCH, Floria; BEJARANO, José Antonio. Los laboratorios de análisis de suelos y foliares en Costa Rica: Informe del comité de laboratorios de análisis de suelos, plantas y aguas. Agronomía Costarricense, 2005, vol. 29, no 3.

DAMATTA, Fábio M. Ecophysiological constraints on the production of shaded and unshaded coffee: a review. Field Crops Research, 2004, vol. 86, no 2-3, p. 99-114.

DE SOUZA, Helton Nonato; DE GRAAFF, Jan; PULLEMAN, Mirjam M. Strategies and economics of farming systems with coffee in the Atlantic Rainforest Biome. Agroforestry systems, 2012, vol. 84, no 2, p. 227-242.

ESPINOZA, Leo; SLATON, Nathan Alan; Mozaffari, Morteza. Como interpretar los resultados de los análisis de suelos. Cooperative Extension Service, University of Arkansas, US Department of Agriculture, and county governments cooperating, 2012.

FORSYTHE, Warren. Física de suelos: manual de laboratório. Iica, 1975.

JIMÉNEZ, José Yanez. Análisis de suelos y su interpretación. Horticultura: Revista de industria, distribución y socioeconomía hortícola: frutas, hortalizas, flores, plantas, árboles ornamentales y viveros, 1989, no 49, p. 75-89.

JURADO, R.; VARGAS, A. Discusión de los resultados de algunos análisis de suelos de la zona bananera de Urabá, Antioquia. Revista Augura, 1977, vol. 2, no 7, p. 11-21.

LARA ESTRADA, L. D. Effects of the altitude, shade, production and fertilization on coffee quality (Coffea arabica L. var. Caturra) produced in agroforestry systems of coffee zone Northern Central of Nicaragua. CATIE, Turrialba (Costa Rica), 2005.

LÓPEZ E., CASTRO M., (1982), Diferentes épocas de apliación de fórmula completa y fuente adicional de Nitrógeno en la zona oriental del país. ANACAFÉ. Guatemala, 7 p.

MALAVOLTA, Euripedes; YAMADA, T.; GUIDOLIN, J. A. Nutrição e adubação do cafeeiro. Instituto da Potassa & Fosfato: Instituto Internacional da Potassa, 1982.

MCKEAN, SHEILA. Manual de análisis de suelos y tejido vegetal: una guía teórica y práctica de metodologías. 1993.

Molina, E. y Meléndez, G. 2002. Tabla de interpretación de análisis de suelos. Centro de Investigaciones Agronómicas, Universidad de Costa Rica. Mimeo.

MOLINA, Eloy. Análisis de suelos y su interpretación. San José, CR, CIA-UCR-Amino Grow International, 2007.

OCHOA, M., et al. La fertilización fosfórica del Coffea arabica L. en suelo Ferrítico Rojo oscuro. Parte I. Fertilización mineral. Cultivos Tropicales, 2000, vol. 21, no 1.

ORTIZ O., (1983), Manual de suelos y fertilización del café. Boletín No. 12, ANACAFÉ. Guatemala. 89 p.

RAMÍREZ MORA, L. G. Producción de café bajo diferentes niveles de fertilización con y sin sombra de Poró. En 16. Simposio sobre Caficultura Latinoamericana25-29 Oct 1993Managua (Nicaragua). IICA, Guatemala (Guatemala). PROMECAFE Comisión Nacional del Café, Managua (Nicaragua), 1995.

RIVERA, R. Crecimiento, nutrición Y fertilización (N, P, K) del cafeto a plena exposición solar, sobre suelos ferralíticos rojos, principales resultados obtenidos por el inca en el periodo 1973-1 989. Cultivos Tropicales, 1993, vol. 14, no 2.

ROSAS ARELLANO, Justino; ESCAMILLA PRADO, Esteban; RUIZ ROSADO, Octavio. Relación de los nutrimentos del suelo con las características físicas y sensoriales del café orgánico. Terra latinoamericana, 2008, vol. 26, no 4, p. 375-384.

VILLARROEL, Jorge. Manual práctico para la interpretación de análisis de suelos en laboratorio. 1988.

By |2018-05-29T21:33:38+00:00mayo 29th, 2018|CURSO FERTILIZACION, Soy caficultor|0 Comments